27 febrero, 2007

The Radio Years


¿No estás ya un poco saturad@ de tanto cine?. Yo sí. Y de la televisión también. Creo que voy a volver a la radio, la eterna compañera. Porque la modas pasan, los vídeos beta dan paso a los vhs, los vhs a los dvd, los vinilos y cassettes dan paso a los cds, el tubo de rayos catódicos es sustituído por las pantallas de plasma y así sucesivamente. Pero la radio?? Su sistema de transmisión sigue siendo el mismo. Las ondas herzianas, siguen tan herzianas como siempre. Y su soporte físico ha sustituído el sintonizador analógico por el digital. Y ya está. Sencillo, limpio y efectivo.

Siempre he tenido un gran cariño a la radio. Muchos de los recuerdos de infancia están ligados a ella: el omnipresente carrusel deportivo de los domingos por la tarde, la sintonía del consultorio de Elena Francis (Franciiiiiiiissss, pregúntale a Francisssss...), el gran musical, los 40 principales, los programas de canciones dedicadas (dedico esta canción a mi nieto por su cumpleaños, para que siga siendo tan bueno y sacando tan buenas notas), los "culebrones", radiofónicos "Ama Rosa" y "la saga de los Porretas".... Estos últimos solo los conozco por referencias porque creo que nunca los llegué a oír.

Hoy en día la radio ha sido relegada a un tercero, cuarto o quinto plano, vaya usted a saber. Pero sigue siendo uno de los medios de comunicación más rápidos y eficaces, tiene una programación muy variada y para todos los gustos, hace mucho más cómplices a los oyentes y ayuda a muchísma gente a superar la soledad. Por todo ello .... gracias Marconi!!!!

11 comentarios:

Beatriz dijo...

Me gusta la radio. Por las mañanas es lo mejor. Además con la radio no te sientes esclava. Puedes seguir haciendo otras cosas y escucharla al mismo tiempo. No como la tele. Hace mucha compañía y te mantiene al día de lo que pasa en nuestro mundo.

Blanca dijo...

Totalmente de acuerdo contigo. De la televisión ya me cansé hace mucho tiempo, y la verdad es que en el cine cada vez me cuesta más encontrar alguna película que me llegue... así que como tú bien dices "Viva MArconi"!!!
Un besote guapa.

Seoman dijo...

Sabes que a mi de peuqeño me ponian la radio para que me durmiera. Es mi eterna compañera desde entonces para irme a dormir.
Lindos recuerdos

Hairblue dijo...

Me ha encantado este post! Ya estaba saturado de tantos oscars...

nancicomansi dijo...

A-D-O-R-O la radio!!! creo que tendría banda sonora de programas y anuncios de radio para cada época de mi vida...yo también me acuerdo de Elena Francis (que luego resultó ser todo un señor...) y sobre todo de la época dorada de RADIO 3, en los 80's...allí escuché los mejores programas de literatura, cine y música...no se ha vuelto a repetir en ninguna otra época ni emisora...pero la sigo escuchándo igual..

xtco dijo...

recuerdo que nosotros nos reuniamos por la noche alrededor de una Philiphs a escuchar "Los cuentos del tio Cherif (o Sheriff)", mis padres, mi hermano y yo... claro que yo soy mas viejo...
bxcx

Seoman dijo...

Gracias por tu paso por mi blog, Un saludo

JB dijo...

JÁ! pues dicen que ahora también eso te va a cambiar! La radio digital por el Internete, será lo más, y pasará a ser de pago... bueno, las mejores emisoras. Véte estudiando el temita. Emisoras a medida, al gusto, para mini-colectivos muy estudiados!

Anda y registra radio-retrolux, just in case!

Mis recuerdos infantiles de la radio, son de EAJ-1 de radio Barcelona... y su sintonía Azul, del Maestro Mompou, of course. Tambor, Lucecita y tantas otras, a la vuelta del cole... con olor a plancha y la merienda!

Tremendo trauma, cuando se supo que Elena Francis, era un tío... pero con voz de mujer, la que contestaba las cartas! Por lo de la credibilidad. "Querida amiga... por lo que me cuentas en tu carta veo que tu novio te quiere, porque te respeta...". Luego vino el Instituto Elena Francis y sus cremas... tremendo negoci!! No sigoooo ;D

xtco dijo...

de donde era doña elena?
jajajajaja
bxcx

patri dijo...

uy..yo dejé un comentario aquí...jo, si te comentaba que yo escuchaba de pqueña...una telenovela con mi madre, lucecita y te contaba un historia tremenda...jo....p...blogger.

Rafael dijo...

A todos los que crecieron con aquellas canciones dedicadas en la radio, a los que se emocionaron en los viejos cines de reestreno, va dedicada mi página:

www.rafaelcastillejo.com